FOTOTITULARES

Magario pidió unión para solucionar la inseguridad

Magario pidió unión para solucionar la inseguridad

Tras el asesinato del chofer Leandro Alcaraz y los ladrones que intentaron tomar una comisaría e hirieron gravemente a la oficial Rocío Villarreal, la intendenta Verónica Magario rompió el silencio y pidió aunar esfuerzos y generar un trabajo en conjunto con la Provincia y la Nación para encontrar una solución al flagelo de la inseguridad. Así, le pidió a la gobernadora María Eugenia Vidal que traspase la Policía Local a la órbita municipal, para tener poder de decisión y un mayor presupuesto.

Por Luis Fernández
Luchofernandez1992@gmail.com

“La diferencia que estamos teniendo hoy con la población de La Matanza, que tiene más de dos millones de habitantes, con la ciudad de Buenos Aires que tiene 2,8 millones, es que ellos tienen 28 mil policías y nosotros tenemos 4300. Y tenemos el doble de extensión de territorio. Podemos equiparlos, pero si no hay agentes que estén cuidando a nuestros ciudadanos, no vamos a poder hacerlo. Estas desproporciones van generando que el delito se vaya trasladando”, esclareció Magario en una entrevista a “Nos vemos” (de lunes a viernes por C5N).

La jefa comunal explicó que está diferencia abismal que existe entre los agentes que posee la Ciudad de Buenos Aires y el partido gobernado por ella, es un punto clave para entender porqué los hechos delictivos se sitúan en mayor medida en el conurbano y en una cantidad menor en la Capital Federal. “Protegemos una zona como la ciudad de Buenos Aires y el delito se va trasladando al conurbano y se aleja cada vez más de la General Paz”, enfatizó la intendenta.

Luego reveló que el Municipio solo no puede arreglar el problema recurrente de la inseguridad, que ha recrudecido en el último tiempo, porque el presupuesto que posee y la poca cantidad de agentes que tienen en la localidad (un agente cada 465 habitantes matanceros en promedio) hacen inviable una solución real a corto plazo y bregó por una política pública integral donde participen las fuerzas federales, la provincia y los municipios.

“Hay un círculo vicioso que es, entre mayor delito más pobreza y más droga en la calle. Esto está dando delitos más violentos como los que hemos conocido en los últimos días y una policía que no da abasto”, ponderó la mandataria municipal. Por otra parte, pidió a la gobernadora María Eugenia Vidal que traspase la Policía Local a la órbita municipal, para tener poder de decisión y un mayor presupuesto.

Es preciso acentuar que La Matanza cuenta con 12 villas de emergencia en el distrito y otros 25 asentamientos donde viven 120 mil familias en una situación de vulnerabilidad social aún mayor. En tanto que, ha sido uno de los distritos más afectados por la pérdida de empleo, con más 40 mil puestos, producto del cierre de fábricas y comercios.

“Es un problema que tiene a la sociedad muy preocupada”

Al mismo tiempo que solicitó una fuerte inversión económica para terminar con este flagelo, la jefa comunal hizo hincapié en el aspecto social y en la intranquilidad que siente por la población en general al detallar que “es un problema que tiene a la sociedad muy preocupada y lo que queremos los intendentes es poner en voz una solución a lo que está sucediendo”.

Una de las primeras reuniones para encarar el problema del delito se dio el día miércoles cuando Magario se juntó con el ministro de Seguridad de la Provincia, Cristian Ritondo, para charlar exclusivamente del problema que tiene el distrito matancero. De este encuentro también participó el jefe de la Policía Bonaerense, Fabián Perroni, y el secretario de Seguridad de Magario, Alejandro Rodríguez.

Se prevé que en las próximas semanas se den distintas reuniones que involucren a equipos de este ministerio, la municipalidad y autoridades policiales.

La población se expresa

En el mes de abril, el asesinato del chofer Leandro Alcaraz, en la localidad de Virrey del Pino, desencadenó un paro en el transporte de las líneas de colectivos de toda la zona oeste. Además, familiares, compañeros de trabajo y vecinos, realizaron una marcha bajo el lema “Todos por Leandro” en el que exigieron esclarecer el caso y encontrar justicia.

Luego, la intendenta Magario vivió un momento incómodo al ser increpada el día martes cuando concurrió a una misa del Obispado de San Justo, en la que se pidió por la recuperación de Rocío Villarreal, la oficial baleada en su localidad. La mandataria tuvo que retirarse tras recibir durante unos cuantos minutos insultos, gritos y reclamos de seguridad por parte de varios vecinos que se encontraban en el lugar.

Tags

Diario NCO

NCO es el Diario de la Matanza, Noticias Con Objetividad hace más de 25 años con vos.

Artículos Relacionados

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Comentarios con Facebook

Close