FOTOTITULARES

Importante función social de la Biblioteca Popular Rotaria de Isidro Casanova

Una visita a ese concurrido espacio cultural, nos posibilitó conversar con Alberto Zaia, titular de la entidad que posee más de 15 mil ejemplares y que el año próximo estará cumpliendo 20 años de actividad en la localidad.

El activo fomentista, nos interiorizó sobre funcionamiento de la institución y nos puso al tanto de los dos próximos eventos que se llevarán a cabo en su edificio de Sarrachaga, esquina Madrid.

Por: Carlos R. Correa
carloscorreaprensa@gmail.com

Acompañado de la bibliotecaria Nelly, una especie de alma mater de la entidad, Alberto Zaia le contó a Diario NCO detalles del funcionamiento de la biblioteca que en estos momentos no es la excepción, y está atravesando una época difícil, ya que desde hace cuatro meses la Provincia no le gira el subsidio correspondiente y debe hacer malabares para mantener en pie un espacio cultural donde concurre a diario la comunidad de la zona, profesionales, docentes y sobre todo estudiantes, siendo un lugar de encuentro y contención para la mayoría de ellos.

Situación complicada

El entrevistado se mostró halagado por la visita y en ese contexto nos fue desgranando paso a paso cómo es el funcionamiento de la entidad, cuáles son las dificultades que atraviesan, cómo hace para que siga en pie y cuáles son las próximas propuesta culturales.

“Nuestro recinto cultural está de manera continua abierto de lunes a viernes por la tarde, con la sala de lectura y acompañando los desarrollos educativos y culturales de nuestra comunidad. En cuanto a las dificultades, no solo la Biblioteca Popular Rotaria está pasando por un momento complicado, si no que todas las bibliotecas de La Matanza están atravesando una etapa muy difícil de sobrellevar.

Si hablamos de los servicios, la mayoría que tiene que pagar luz, gas y agua, están complicadas” señaló Zaia y puntualizó que “nosotros por ejemplo, la tarifa de agua estábamos pagando 276 pesos y ahora la factura se fue a 2 mil. Y si te ponés a analizar, 2 mil pesos es un dinero importante que se puede aplicar a libros y no pagar un servicio de agua que es de una empresa del Estado”.

A continuación, el presidente de la biblioteca hizo la salvedad que “por suerte no pasa lo mismo con la factura de la luz, ya que Edenor nos hizo una bonificación bastante importante respecto al servicio, pero el gas nos representa también un costo bastante elevado para una entidad donde se hacen la mayoría de las cosas a pulmón. Porque acá lo único que se utiliza diariamente es el agua caliente en lo sanitarios y no podés quitarla, teniendo en cuenta que se utiliza para que se laven las manos o que calienten una pava de agua para que los que están estudiando tomen algo caliente o que los alumnos que están en la sala carguen el termo. Eso no se puede restringir…”, aseveró el titular del espacio.

Seguidamente, se quejó porque “la Dirección Provincial de Bibliotecas no nos ha girado los subsidios en los últimos cuatro meses. Creo que en estos días estuvieron depositando el mes de enero, pero tengo entendido que no todas las bibliotecas lo recibieron” y añadió: “Nosotros como biblioteca pagamos ingresos brutos… No es mucho pero es un importe, porque desde el punto de vista impositivo ante la AFIP estamos exentos. Pero hay que pagarle el sueldo y el monotributo a la bibliotecaria, más otros gastos de mantenimiento que suman y suman”.

Libros sí, celular no

A renglón seguido y hablando de la función social que cumple la institución, Alberto Zaia calificó a la biblioteca como “un lugar de encuentro, porque acá están los grupos de chicos que vienen del profesorado, que se juntan para estudiar, que comparten un mate y donde las mesitas se van llenando todas las tardes. Después hay chicos de nuestra comunidad que también concurren periódicamente y a veces cuando las mesas de la biblioteca se completan, tenemos que habilitar la planta baja para que estén cómodos. No es lo ideal, pero es la necesidad y hay que apechugarla de esa forma”, relató.

Luego también comentó que al lugar “vienen muchos chicos del nivel escolar de las escuelas perimetrales; este año ya tuvimos la visita de un Jardín de Infantes de la comunidad y a los que tienen turno mañana también los recibimos, ya que coordinamos previamente y les abrimos las puertas en ese turno. Y la verdad, da gusto ver a chiquitos de 4 o 5 años abriendo libros, que generalmente son infantiles, pero viniendo a este lugar se familiarizan con el tacto al libro, lo ven, lo tocan y ves que van a los estantes, empiezan a hurguetear y eso es importantísimo, porque tocan libros y dejan de lado el celular…”.

Más adelante el titular de la biblioteca se tomó un momento para elogiar la personalidad y el rol que cumple Nelly, la bibliotecaria del lugar, a la que definió como “una mujer muy especial que tiene un amplio conocimiento de lo que es el material bibliográfico y un amplio conocimiento cultural. Es una bibliotecaria de primera línea, muy preparada, con estudios terciarios y que hace ya muchos años que nos viene soportando a todos los miembros de comisión directiva de esta biblioteca” y de inmediato detalló que “hace casi 19 años, cuando arrancamos con esta propuesta cultural, solo teníamos unos muebles viejos y no más de 1.500 ejemplares y la verdad es que estamos más que satisfechos con todo el trabajo que venimos realizando, puesto que ahora andamos en cerca de 15 mil libros”.

Apoyo municipal

Para ir terminando, el fomentista comentó que “hace un par de meses, algunas de las bibliotecas del Distrito tuvimos una reunión con la secretaria de Cultura y Educación del Municipio, Silvia Francese, con la idea de ir formando una especie de Dirección de Bibliotecas para tratar de apuntalar cada uno de los espacios. En realidad somos entidades de bien público, pero también somos bastante especiales. Esa reunión la compartí con Eduardo Burattini de la Biblioteca Villa Sahores y Analía Barrera de la Biblioteca Madre Teresa de Calcuta de Virrey del Pino y la verdad, tenemos muchas expectativas de concretar algo próximamente”.

El fomentista también manifestó que “estos son tiempos muy difíciles para todos. Por eso venimos realizando algunos eventos para cubrir algunos gastos y tenemos que agradecerle al Municipio que a través del Concejo Deliberante oportunamente nos benefició con la exención de la tasa de servicios generales y siempre, a través de Ceremonial, somos convocados a participar de los eventos por las fiestas patrias” y como corolario Alberto Zaia subrayó que “por otras actividades que tengo me toca visitar otros distritos y lo cierto es que en la mayoría de ellos las instituciones culturales no tienen los beneficios y la consideración que sí tenemos en La Matanza, cosa que no sucede con Provincia, que para ser diplomático, nos tiene un poco ‘ausentes’”.

Cronograma: Jornadas culturales durante dos sábados consecutivos

El próximo sábado 19 de mayo desde las 18:00, en las instalaciones de la Biblioteca Popular Rotaria, la Subsecretaría de Cultura y Educación del Municipio de La Matanza, en el marco de la sexta edición de “Otoño de Letras” llevará a cabo un encuentro denominado “Tango y Versos”. “Nosotros como biblioteca adherimos anualmente a ‘Otoño de Letras’ y también lo hacemos con el ‘Festival Internacional de la Palabra’, pero en este caso la jornada la organiza la Subsecretaría de Cultura que gestiona Alejandro Enrique. Según tengo entendido participarán representantes de las letras y las voces matanceras, siendo la entrada libre y gratuita”, explicó Zaia.

Luego especificó que el sábado 26 de mayo desde las 17:30 se realizará en el lugar por séptimo año consecutivo la llamada Muestra Cultural de la Palabra que forma parte de la celebración del 107 aniversario de la localidad de Isidro Casanova. Al respecto, el presidente de la biblioteca puntualizó que la misma es un conjunto de actividades culturales, con dibujos, esculturas y el stand del Ferroclub de Isidro Casanova.

Habrá micrófono literario coordinado por Samuel Ramires, que es miembro de la comisión directiva de la biblioteca; también exposiciones del Taller Literario Delfor Santos Soto que coordina el poeta Ricardo Díaz Montarte; el Café Literario Abecedario Poético que es propio de la biblioteca y que coordino yo (Alberto Zaia) y donde le vamos a dar lugar a autores matanceros y chicos que participan dentro del Café; la presentación del libro ‘A la Vida Misma’ de Marilaria Estevez que estará a cargo de Patricia Suñer; música y guitarra en voz de Eduardo Rodríguez y música del litoral con la actuación de Marco Antonio y Oscar, cerrando la jornada con un brindis por el aniversario de la localidad y donde generalmente invitamos a la persona más longeva de la ciudad para que lo desarrolle”.

Tags

Diario NCO

NCO es el Diario de la Matanza, Noticias Con Objetividad hace más de 25 años con vos.

Artículos Relacionados

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Comentarios con Facebook

Close